PENETRAICIÓN DE LA INVAGINACIÓN
::MI HISTORIA::


lunes, marzo 05, 2007

FRAGMENTOS DE MI TESTIMONIO...



(Queridos hermanos, hoy nació en mí el deseo de compartirles parte de mi testimonio, no necesariamente en orden cronológico. Es tan largo como mi misma vida, así que necesitaría un libro, pero no teman, no los abrumaré. Buscaré algunos fragmentos para compartir.)


Es increíble como el andar en homosexualidad, te roba lo mejor de la vida.
Al ser un pecado corta tu relación con Dios. Te expone a otros pecados que yo les llamo "compatibles", como son la amistad con otros pecadores, con prostitución, con robo, con mentira, con drogadicción y en la búsqueda del placer, con toda clase de "inmundicia sexual", como la llama la Biblia.



Te afecta negativamente la auto-estima, afecta tus relaciones familiares, afecta tus relaciones sociales ya que te segregas y buscas amistades y grupos "gay".
Afecta incluso tus estudios o tu trabajo ya que el mundo homosexual ocupa gran parte de tus pensamientos y de tu tiempo, robando un tiempo precioso para otras cosas más productivas.



Cualquier persona fuera del cobijo de Dios está expuesta a muchas cosas, hablo en este caso de caer en dependencia emocional. Entre los
homosexuales, hombres y mujeres es mucho más frecuente la dependencia emocional. Yo lo atribuyo a que en número son menores los homosexuales que los heterosexuales, luego entonces al "encontrar" esa pareja ideal, la persona se aferra bastante cayendo en una relación completamente insana y desgastante.



Yo siempre hacía el recuento, el balance de las cosas "lindas" vividas en una relación gay contra las cosas "feas" vividas en la misma relación, y el saldo siempre era en números rojos: negativo.



¿Has pensado el dolor que le infligías a tus padres o a quien te ama
genuinamente al caminar en ese pecado? Éste va cegándote, cauterizando tu conciencia y haciendo que las cosas malas ya no las veas tan malas.



En mi caso, aun cuando pude considerarme un tipo "exitoso" en ese ambiente, dadas algunas características, algo que siempre estuvo acompañándome constantemente era la DEPRESIÓN.



Otra cosa grave que hoy veo, es que al andar en bisexualidad, lastimabas a alguna de las dos partes. Y si la relación se tornaba seria, aún peor. Hoy considero un error gravísimo, que esos "bisexuales" consideren la posibilidad de casarse. Jamás debe hacerse eso por ningún motivo. Claro que esa convicción me la dá hoy el Espíritu Santo, pero cuando andamos en el mundo sueltos de la mano de Dios, nuestro espíritu está muerto.



¿Por qué, si de repente uno tenía "todo" lo que se podía desear, aún había depresión? Porque ese, al igual que otros pecados, jamás llenan el vacío que tenemos y ese vacío es justamente del tamaño de Dios, o sea que sólo Él lo podrá llenar.



Aun cuando sí llegué a involucrarme en relaciones gay "sólidas" y aún las defendí (temporalmente), nunca se llegó a pervertir mi mente y a pensar como homosexual, ni a promoverla como buena. En el fondo nunca estuve feliz ni orgulloso de ser lo que fuí. Creo que eso fué algo que facilitó el camino para mi conversión.



La mente sí es poderosa, pero poderosa para engañar y es el taller del
diablo, así que querido amigo, te invito a conocer la verdad de Dios, para derribar todas esas mentiras mediante las cuales el diablo nos quiere atar y destruír...






Posted by nohequ :: 7:39 p. m. :: 0 COMENTARIOS:

escribeme algo... anda di que si

---------------------------------------